Luego de una noche de fiesta en Miami, Florida en Estados Unidos, una Instababe que se hace llamar la “Kim Kardashian cubana” fue arrestada por conducir ebria.

A partir de entonces, se volvió famosa, porque al parecer una Kardashian nunca es suficiente, pero una Kardashian cubana es más que necesaria.

Según el Miami Herald, Katherine Ferreiro de 25 años ignoró la instrucción de la policía de parar el auto luego de pasarse un alto en una Range Rover blanca cuando salió del club E11EVEN.

Cuando finalmente se detuvo, la nacida en Cuba dio más del mínimo de alcohol en la sangre. Los oficiales también encontraron pastillas de éxtasis en su bolsa.

1.-

Ella fue acusada de manejar bajo la influencia del alcohol y por posesión de sustancias controladas, además de huir de la policía.

La curvilínea mujer tiene una cuenta de Instagram muy visitada, y aunque ya era conocida, se volvió más famosa. Todo el mundo comete errores e Internet consideró que eran mínimos cuando vio su perfil.